Si hay un sueño que tenemos los actores que amamos el verso y el teatro clásico es el de poder actuar en el Corral de Comedias de Alcalá de Henares, un teatro que desde su creación se ha ido adaptando a las diferentes épocas y es una auténtica belleza y pieza de museo, donde se mezclan diferentes estilos arquitectónicos.  Este sueño se ha hecho realidad para mí este mes de junio. Junto con la Compañía Teatro Extremo he participado en la pieza “Tempus Fugit”, una reflexión en torno al paso del tiempo y la urgencia por vivir los momentos presentes. Una auténtica delicia pisar este escenario.